La Pintura de Elsie de Wunderlich

"Madre de la Naturaleza" 40"x50" Acrílico,Óleo/Lino, Año 2,009

La Pintura de Elsie de Wunderlich

Podemos hablar de arquitectura musical poética. Los arbotantes son ramas que se hunden en la tier..- ¿tierra¬?;  No, en el agua y entonces, reflejadas, sobreviven visualmente, más bien poéticamente. Es la poesía pictórica de la pintora, pero una pintora que hace música y esa unión produce una arquitectura – no de piedra sino de poesía visual-.

-¿y esas hojas flotantes, voladoras? – elemental, querido público, recordemos aquellos versos del Himno al Árbol:
… “aproxima el oído en cada hoja, y oirás la voz de Dios…”
-el arte de esta artista es un arte puro, lírico, enamorado de la vida, de colores que se aman y que nos aman, un arte de sonidos pintados que podemos ver; reflejos de una pintora angelical que más recientemente ha hecho surgir la presencia humana en su mundo extraterrenal,

Efraín Recinos